¿Qué es y cómo calcular el umbral de rentabilidad?

4 months ago
¿Qué es y cómo calcular el umbral de rentabilidad?

¿Qué es y cómo calcular el umbral de rentabilidad?

– ¿Quieres saber si tu empresa o producto es rentable? Tienes que descubrir el umbral de rentabilidad.
– Te contamos qué es, qué beneficios aporta y cómo se calcula.

Cualquier emprendedor que comienza un negocio tiene más gastos que ingresos y sabe que eso no es rentable, pero ¿en qué punto el negocio llega a serlo? ¿Cuánto tienes que vender para que tu empresa sea rentable? Parecen las preguntas del millón, aunque tienen respuesta.

El umbral de rentabilidad o punto muerto supone el número de productos o servicios que tenemos que vender para cubrir los gastos fijos y los variables que se relacionan con las ventas. Es decir, es el punto a partir del cual tu negocio empieza a tener beneficios.

¿Cómo se calcula el umbral de rentabilidad?

Para calcular el punto muerto de tu negocio vas a necesitar conocer tres elementos:

– Los gastos fijos, que serán los que tenga tu negocio con independencia de que haya ventas o no. Son el alquiler del local, los sueldos de tus empleados, tu cuota de autónomo, los gastos de suministros (luz, agua, gas) y otras cuotas que pagues mes a mes (seguros, asesoría).

– El precio de venta de tus productos o servicios. Lo habitual es que vendas varios productos o servicios, por lo que podrás calcular el umbral de rentabilidad de cada uno. Para ello, necesitarás también el precio medio cada uno también en el caso de que existan varios modelos o gamas.

– Los gastos variables por cada producto o servicio vendido. Son gastos que dependen de cada caso y que no son fijos. Es el cálculo más difícil de realizar, porque hay que tener muy claro qué es gasto fijo y qué gasto variable. Por ejemplo, si vendes pizzas, necesitarás ingredientes para hacer la masa. Ese coste de los ingredientes será un gasto variable puesto que cada vez necesitarás una cantidad diferente o ingredientes distintos.

Aun así, no podemos olvidar que influyen muchos factores, como que la clasificación de un gasto como fijo o variable depende del periodo de tiempo que se considere. Además, si aumenta la producción, los costes también subirán.

Te explicamos cómo se calcula el umbral de rentabilidad con un ejemplo muy sencillo:

Imagina que vendes televisores de alta gama y cada uno tiene un precio de venta de 3.000 euros; tú lo compras aproximadamente a 2.000 euros (gasto variable). Como gastos fijos (alquiler, salarios, etc.) tienes 1.000 euros.

El umbral de rentabilidad son 3.000 euros, porque con una sola unidad cubres gastos fijos y variables.

En el caso en que el precio por el que compras el producto aumente a 2.500 euros, te sobrarán sólo 500 euros para los gastos fijos (porque vendes a 3.000 euros), por lo que tendrás que vender 4 productos para lograr alcanzar tu umbral de rentabilidad. Obtendrás beneficios a partir de la quinta unidad vendida.

¿En qué te beneficia conocer el umbral de rentabilidad?

Saber a partir de qué momento tu negocio es rentable te ayudará a:

– Conocer los riesgos que pueden producirse en cada momento.
– Tener una fotografía clara de tu negocio.
– Tomar decisiones concisas para aumentar los beneficios.
– Saber qué puede ocurrir si subimos el precio.
– Aportar una visión de lo que ocurre cuando se modifican los volúmenes de producción.

Por lo tanto, el umbral de rentabilidad se utiliza para saber si un determinado negocio puede ser rentable antes de crearlo o para conocer en qué momento un nuevo producto dará beneficios. La clave está en alcanzar cuanto antes ese umbral, para lo que tendrás que fijar objetivos de ventas a corto, medio y largo plazo y medir si se están logrando o no.

Posts recientes

Sobre Contabilidad y Facturación

Contabilidad y Facturación es la solución online, sencilla y sin límites que se adapta a las necesidades de autónomos, emprendedores y pequeñas empresas.

Categorías